El candidato a la alcaldía por el Partido Popular y Portavoz del Grupo Popular, Beltrán Pérez, ha presentado esta mañana su plan para restaurar el Parque de María Luisa junto a miembros del Consejo de Ciudad, entre ellos, el arquitecto paisajista Ricardo Librero. Esta propuesta se enmarca en el proyecto de recuperación y restauración de los Parques Históricos de la ciudad contenida en su propuesta “Sevilla, capital verde, habitable y sostenible”. Uno de los objetivos del Modelo de Ciudad del Beltrán Pérez.

Pérez ha alertado sobre la pérdida de vegetación histórica en los últimos años como consecuencia de las políticas del Partido Socialista. “El Parque de María Luisa ha dejado de ser el oasis de sombra y agua que caracterizaba este parque histórico, perdiéndose trazados originales y gran parte de la historia que lo convirtió en la referencia de los sevillanos”. Ha añadido que “también se ha perdido vegetación por la falta de cuidado en su gestión sólo se ha visto compensada por la abnegada labor de sus trabajadores, que con una plantilla diezmada, siguen manteniéndolo con dignidad a pesar de la precariedad”.

Beltrán Pérez ha detallado que “queremos devolver el Parque María Luisa al estado de excelencia que tuvo convirtiéndose en el modelo de los grandes parques andaluces durante la primera mitad del siglo XX. Recuperar el esplendor de la Exposición Iberoamericana de 1929 y, a la vez, la incorporación de un sistema sostenible de gestión propio del siglo XXI”. En definitiva, “queremos recuperar la calidad y los diseños originales que desarrolló Forestier para la Exposición de 1929. Queremos que el Parque de María Luisa sea tratado con la misma calidad con la que se tratan las restauraciones de la Plaza de España, pues ambos forman un conjunto”.

Para ello, desde el PP proponemos un plan de conservación, para ello se redactará un proyecto de restauración que incluirá la restauración del sistema hidráulico, que permitían la red de fuentes ornamentales con el mínimo coste energético, devolviendo el agua en movimiento a todos los rincones, contribuyendo con la sombra a reducir la temperatura y aumentar el confort y la belleza en los paseos. Además, se pretende recuperar las plantaciones originales arbóreas que definieron este parque, devolviendo la sombra y la biodiversidad. Así como, recuperar las colecciones singulares en parterres (flores de temporada), colecciones (de vivaces y acuáticas en los estanques), trepadoras de sus pérgolas y palmeras; arbustos bajo las copas de los árboles.

El candidato del PP a la Alcaldía ha detallado que “para ello es fundamental una mayor dotación del personal de jardinería para labores de cuidado de las plantas”. Ha añadido que “proponemos una brigada de arboricultura de parques y jardines especializada en podas en altura y cirugía arbórea con el objetivo de tratar nuestros árboles históricos con respeto y la responsabilidad patrimonial”. Por otro lado, especialización del personal en la conservación de jardines históricos, formándoles en la historia del parque, en las técnicas de jardinería más punteras y en el uso de herramientas y maquinaria eléctrica de bajo impacto sonoro y contaminante.

El PP apuesta por una gestión sostenible del parque para ello se rehará el anillo de riego de agua no potable para engancharlo al futuro anillo de agua bruta de la ciudad, combinando los pozos existentes con los aljibes nuevos y los estanques en una red de agua integrada. Igualmente, se pretende automatizar el riego mediante la última tecnología, con elementos antivandálicos que permitan un mejor aprovechamiento del agua de riego y una reducción de los tiempos dedicados a esta labor. El control wifi de la red, permitirá tanto el acceso en tiempo real a los controles de riego o su paralización en caso de emergencias, así como un exacto control de los consumos de cada zona, con la mínima infraestructura bajo tierra.

Una de las grandes apuestas de esta propuesta es un pavimento sostenible y ecológico, “queremos convertir al Parque de María Luisa en referente. Situar a Sevilla como la ciudad de referencia en el tratamiento de las zonas verdes y el patrimonio histórico más frágil y para ello incorporaremos los últimos conocimientos y tecnologías para que los profesionales de mantenimiento dediquen sus esfuerzos al cuidado de las plantas y al mantenimiento de excelencia de sus espacios, reduciendo la carga de trabajos esenciales como riego que automatizaríamos o la limpieza que asumiría Lipasam”.

En cuanto al pavimento, Beltrán Pérez ha detallado que “actualmente los pavimentos son impermeables, queremos devolver al Parque de María Luisa su función de Tanque de Tormentas natural, mediante la eliminación de los pavimentos impermeables y su sustitución por pavimentos porosos”. Nuestro objetivo es que haya “una red de drenajes sostenibles bajo las calzadas ahora asfaltadas, generando una red de aljibes subterráneos naturales que con el estanque de la Plaza de España, garanticen el aprovechamiento de las aguas de lluvia para riego en épocas de sequía y eviten el vertido a la red de saneamiento, colapsando las depuradoras en épocas de lluvia torrencial”.

Por otro lado, Beltrán Pérez ha concretado que “en el Parque de María Luisa se llevarán a cabo actividades culturales y ciudadanas. El Parque de María Luisa como el gran parque de los museos y la cultura, con conciertos al aire libre, visitas teatralizadas, concursos literarios y de pintura rápida. Así como, restauración de los espacios de lectura, espacio wifi abierto, red de iluminación artística que permita las visitas nocturnas guiadas al parque mediante una red de cicerones y convenios con guías del parque.

Otra de las grandes apuestas de esta propuesta es la recuperación de los espacios del entorno del parque:

– Centro de interpretación de la Exposición Iberoamericana de 1929. Un espacio para la divulgación del gran acontecimiento que transformó la Sevilla de principios del siglo XX. Ubicado en el Pabellón de la Telefónica.

– Reforma y peatonalización de la plaza del ejército

– Liberación de los viales de vehículo privado.

Y, por último, ha señalado que la propuesta incluye un Plan de vigilancia y prevención del vandalismo. “Es necesario un servicio de vigilancia con formación en parques y jardines, así como cámaras de video vigilancia y mejor iluminación para la lucha contra el vandalismo”.

“Ya es hora de apostar por nuestro patrimonio, nuestra joya verde como es el Parque de María Luisa. Hora de recuperar la diversidad y especies arbóreas, hay que acabar con la degradación y devolver al parque a niveles de excelencia”, ha concluido Beltrán Pérez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *